Ecoreligión - Para sobrevivir, y dejar vivir
English Portuguese
Inicio Conozca más sobre la Ecoreligión Mandamientos y preceptos sobre la Ecoreligión FAQs - Preguntas frecuentes sobre la Ecoreligión Únase a la Ecoreligión Ayudenos a ayudar

En La Biblia podemos leer de dos árboles, el árbol de la ciencia y el árbol de la vida. Ambos tienen algo en común: sobreviven gracias a que la tierra los nutre. La tierra, Gea, es la madre de la Ecoreligión, la que posibilita que todo ser vivo exista, y por lo tanto que exista la vida, y con ella el hombre, y con él la ciencia. Esto no es sólo para algunos creyentes una afirmación revelada, sino un hecho comprobable desde todos los puntos de vista, incluso el científico.

Cuidar los árboles de la ciencia y de la vida implica cuidar la ecología, es decir, la relación entre el ser humano y el medio ambiente. Desde el momento en que dejamos de ser simples animales, pasamos a dejar de hacer las cosas de forma natural (correcta) a poder hacerlas de forma antinatural (incorrecta) o supernatural (mejorando lo que es naturalmente correcto o perfecto). Esto es el libre albedrío, el libero arbitrio, sus posibilidades buenas y malas.

Lamentablemente, en el mundo globalizado tal como se plantea hoy, la forma antinatural de vivir va de la mano de la comodidad, y por lo tanto es la norma para la mayoría de la gente. El camino fácil suele ser el más atractivo a corto plazo, pero no siempre es el mejor. Hemos olvidado eso, y las consecuencias son graves tanto a nivel ecológico como de vida, de salud (sedentarismo, adicciones, obesidad, etc.).

Ecoreligión
Mandamientos y precepto Ecoreligiosos
Únase a la Ecoreligión
Sobre los Fundadores de la Ecoreligión
Difunda la Ecoreligión
Ecoamigos
Ecoherejes, herejes ecológicos
FAQs / Preguntas frecuentes
Ejemplos de Ecoreligión
Contáctenos
Creative Commons License