Cómo hablar en código de forma simple y efectiva

Clic aquí para contactar al autor
Pablo Edronkin

Lecturas sugeridas

Cómo sobrevivir al pago de impuestos

Productos y servicios

Cosmic Cat - Un juego cósmico y gratuito

Ruleta Americana Gratis

Ruleta Europea Gratis

Jacks or Better Power Poker

Blackjack Gratis

Energía verde

Juegos gratis

Información deportiva y apuestas

Aumente sus ingresos para vivir libremente

Equipos para policías, militares, bomberos y fuerzas de seguridad

Equipos y suministros para telecomunicaciones

¿Alguna vez se preguntó cómo hablar con otra persona de modo de no llamar la atención y poder transmitir cualquier cosa? Aquí le describimos un método muy sencillo.

No hace falta de ningún dispositivo codificador o máquina cifradora para pasar información confidencial frente a las narices de los demás. Muchas veces es posible hablar en un idioma diferente al del público presente pero ello puede resultar de mala educación, o llamar la atención de - por ejemplo - los guardias del campo de prisioneros en los que usted se encuentra como prisionero de guerra; o quizás sepa que el fisco está escuchando sus llamadas telefónicas o filmándolo, o tal vez sus oponentes políticos...

En fin, puede haber un sinnúmero de situaciones que requieran de comunicaciones efectivas, simples, en códigos que los participantes puedan entender rápidamente y sin necesidad de adiestramiento intensivo.

Cómo en el caso de todo código, este requiere de una clave; se basa en una técnica utilizada en las prisiones de Rusia, donde muchos son aficionados al ajedrez, y consiste simplemente en transmitir mensajes asociando la acción de comunicar a una partida de este juego o bien a una conversación inocua sobre el mismo.

La clave de cada transmisión de datos es una pieza del tablero - por ejemplo, una torre - y la sencilla técnica consiste en armar una conversación sobre cualquier cosa en la que se enviarán embebidas las palabras importantes que después tendrá que recomponer el receptor, colocándolas una después de la otra hasta armar una oración.

Lo único que hay que hacer es jugar y conversar, pero ambos, el emisor y el receptor, sabrán que al tocarse la pieza clave - en este caso cualquiera de las torres o una en particular - la palabra mencionada por el emisor justo en aquel instante será la que valdrá.

Es muy difícil para alguien ajeno a la conversación - incluso guardias entrenados por servicios de inteligencia - poder romper este código que con muy poca práctica se puede manejar fácilmente; también se lo puede adaptar a cualquier otro juego o actividad.



Búsqueda rápida

Videos

Páginas web relacionadas

Foro de Andinia

Normas para la reproducción de este artículo

Otros

Artículos Directorio Tienda Foros

Exploración, naturaleza, deportes y aventura al aire libre en © Andinia.com