Fidel Castro Ruz

Necesidad de poner fin al bloqueo económico, financiero y comercial impuesto por los Estados Unidos de América contra Cuba (V).

Por Felipe Pérez Roque, canciller cubano - 4 de noviembre del 2003.

(Versiones Taquigráficas - Consejo de Estado de Cuba)


Tienda Andinia

Equipo para la Aventura

Supervivencia

Montañismo y Escalada

Deportes Extremos y Tradicionales

Viajes y turismo

Fotografía y Video

Amistades

Motivación

Liderazgo

Salud Natural

Ecología y Jardinería

¿Buscando empleo?

El bloqueo es una política cruel y absurda, que no tiene apoyo ni dentro ni fuera de Estados Unidos. El pasado año, 173 Estados miembros votaron contra el bloqueo en esta Asamblea General. Comprenden que el crimen que hoy se comete contra Cuba, mañana puede cometerse contra cualquier otro país.

Es falsa -lo digo aquí- la idea de que los cubanos que viven en Estados Unidos apoyan el bloqueo. Solo una minoría corrupta y ambiciosa, que no ha dudado en organizar y ejecutar acciones terroristas contra nuestro pueblo, está interesada en que se mantenga. Sueñan con el retorno a Cuba de la mano de las tropas norteamericanas, con la venganza y el pillaje. El Presidente Bush -y la verdad debe ser dicha en esta sala- es rehén de los intereses espurios de esa minoría de origen cubano que vive en Miami. Les debe la Presidencia, que alcanzó controversialmente en el año 2000 por la mínima diferencia de un voto en la Corte Suprema de Justicia de este país.

El Presidente de Cuba fue reelegido en nuestra Asamblea Nacional, integrada por representantes elegidos por voto directo y secreto, a lo largo y ancho de nuestro país, en unas elecciones en las que participó más del 95% de la población. El Presidente de Estados Unidos fue declarado Presidente por la Corte Suprema, en medio de un escándalo mundial que vio durante más de un mes a este país huérfano de liderazgo.

Sin embargo, una masa creciente, cada vez menos silenciosa y más activa, se opone a esta política, que impide las relaciones normales con sus familias y con Cuba. Estados Unidos debe reconocer que el bloqueo es injustificable moral y éticamente. Debe reconocer que es un fracaso, que provoca su aislamiento. Los cubanos, lejos de rendirnos, somos más firmes e independientes; lejos de dividirnos, nos hemos unido; lejos de desalentarnos, hemos encontrado fuerzas nuevas para defender nuestra soberanía y nuestro derecho a la libertad.

Señor Presidente:

Estados Unidos debe derogar la Ley Helms-Burton. No tiene derecho a imponerle sus leyes al resto del mundo. No tiene derecho a dictarles a los cubanos cómo debe organizarse su propio país. No tiene derecho a financiar y organizar la subversión en Cuba. No tiene derecho a sancionar a los empresarios de otros países por tener relaciones con Cuba.


<<Anterior - Indice - 1ra Página - Comprar - Buscar - Siguiente >>


El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©