Radiografía del irresponsable y consecuencias para la supervivencia (IV)


Clic aquí para contactar al autor
Federico Ferrero

Lecturas sugeridas

Conteniendo la difusión de la boludez (I)

Liderazgo y exploración

Clichés: Enemigos del pensamiento

Aristócratas o plebeyos

Ecoreligión, impuestos y cambio climático

Productos y servicios relacionados

Energía verde

Equipos y provisiones para la aventura

Cursos y educación

4) - El irresponsable como factor de riesgo

Por todo esto está claro que un irresponsable es (para ciertas profesiones y actividades más que otras) un potencial peligro (además de para sí mismo) para otras personas. El nivel de peligro dependerá de la actividad, yendo desde un nivel bajo (el de "perder" un partido o juego, por ejemplo) pasando por uno medio (el no lograr escribir un trabajo en grupo para la universidad) hasta llevar a niveles altos de riesgo, donde literalmente dicha irresponsabilidad puede afectar a la supervivencia de otras personas de forma directa o indirecta, como por ejemplo: no cumplir adecuadamente con labores de seguridad, socorrismo o rescate, no asegurar correctamente a un compañero de cordada en montañismo o escalada, no hacer correctamente el trabajo de piloto de avión o de autobús, o ser un político y robar fondos que podrían ser destinados a la lucha contra el hambre o la mejora de la sociedad.

Esto significa que un irresponsable es un factor de riesgo en un grupo o equipo, y normalmente no trabaja bien con otras personas responsables para la misma actividad. ¡Por descontado un grupo de irresponsables un peligro potenciado! Es más, cuando se forma un equipo de irresponsables, tienden a "hacerse fuertes" en su medio de influencia (trabajo, etc.) y son muy difíciles de remover de su cargo, ya que tienden a tapar sus vagancia o ineptitud unos a otros, e impiden que cualquier potencial responsable haga mejor que ellos la misma tarea para no ponerlos en evidencia.


Los irresponsables en lugares peligrosos multiplican el peligro.
Los irresponsables en lugares peligrosos multiplican el peligro,
el cual se multiplica a su vez por la cantidad de irresponsables.

Lo más grave es que el que uno o más irresponsables sean un factor de riesgo en un grupo o equipo implica que sea también un potencial peligro en sociedad para su determinada irresponsabilidad, como mínimo. A nivel de las altas esferas, un irresponsable en un puesto político (irresponsable para con la defensa del ciudadano) es así uno de los peores enemigos de una sociedad justa. Desde este punto de vista, para un grupo de una organización dada formada por gente responsable, hay que evitar por todos los medios que potenciales irresponsables (gente nueva en la organización) supere en número y poder a los que ya han probado de sobra su responsabilidad para la misma función.

Muy en particular, en trabajos de seguridad y vigilancia o aquellos en los que implican trabajos en medios inhóspitos o peligrosos, un irresponsable implica un riesgo directo para las personas, ya que ese tipo de tareas implican un desempeño bajo una situación de normalidad que, sin embargo, exige estar alerta para cuando (precisamente) surja la situación de anormalidad, que aunque se busca por todos los medios que no surja, cuando surge será (normalmente también) muy grave o peligrosa.



Búsqueda rápida.

Videos

Páginas web relacionadas

Foro de Andinia

Normas para la reproducción de este artículo



Otros

Artículos Tienda Directorio Foros

Exploración, naturaleza, deportes y aventura al aire libre en © Andinia.com