Básquetbol o baloncesto: posición básica de defensa

Clic aquí para contactar al autor
Federico Ferrero

Lecturas sugeridas

Equipamiento e indumentaria para ciclismo (I)

Vóleibol, voley o balonvolea: técnica y táctica básica (I)

Conociendo el bádminton

Las fases del proceso de adquisición de técnicas deportivas en niños (I)

Biomecánica humana: análisis de la acción psicomotriz (I)

Productos y servicios relacionados

Equipos e indumentaria deportiva

A diferencia de otros deportes de equipo como el fútbol, el básquetbol no tiene una postura defensiva intuitiva, sino que adopta una posición de defensa claramente definida que se puede automatizar o mecanizar.

Esta posición busca mantener una postura equilibrada que permita desplazamientos rápidos para poder seguir al defensor con balón, y consiste en lo siguiente:

- Mantener el centro de gravedad bajo, es decir, bajar la cadera flexionando las piernas.

- Las piernas separadas a la altura de los hombros aproximadamente una distancia igual al ancho de los hombros o algo más.

- Normalmente un pie, el dominante, estará más adelantado que el otro. Se dice que el peso rea sobre la parte delantera de los pies, o sea, debemos estar con el torso ligeramente flexionado hacia delante.

- Brazos semi-estirados y algo separados del torso. Es normal también que una o ambas manos (los dedos) apunte en dirección al atacante, para "pararlo" tras un posible cambio de ritmo en nuestra dirección.

- Tradicionalmente también se dice que las palmas de las manos tienen que apuntar hacia arriba...aunque no parece haber razón alguna que lo justifique salvo la costumbre, o la errada creencia de que en caso de intentar robar la pelota con las manos hacia arriba no se cobrará o pitará una falta si hay contacto (¿? lo que desde luego es falso).

- La espalda tiene que estar erguida, con la vista al frente, mirando al atacante a marcar.

Para desplazarse en esta postura, hay que adelantar los pies moviendo primero el del lado hacia el que nos queremos desplazar, manteniendo siempre la separación entre ambos (es decir, los pies no deben tocarse ni mucho menos cruzarse), la flexión de rodillas y la postura de los brazos.

Los pasos, cuando son laterales, serán casi deslizantes o a bases de pequeños saltos. Es decir, serán desplazamientos rápidos, procurando que los pies no se levanten lo menos posible del suelo para así poder lograrlo.

Búsqueda rápida

Videos

Páginas web relacionadas

Normas para la reproducción de este artículo



Otros

Artículos Directorio Tienda Foros

Exploración, naturaleza, deportes y aventura al aire libre en © Andinia.com