¿Pandemia de gripe porcina u otra necesidad mediática-política-economica?


Clic aquí para contactar al autor
Federico Ferrero

Lecturas sugeridas

Cómo sobrevivir al pago de impuestos

Ecologistas lidiando con políticos (I)

La falacia de las crisis eternas (I)

La culpa es del otro (I)

Productos y servicios relacionados

Equipamiento para defensa personal

Equipo de supervivencia

Todos sabemos que el de las noticias es simplemente un negocio más, y como tal, debe tener qué vender. A su manera (y cada vez más) las noticias son un show, es decir, además de informar deben entretener, y la mejor forma de entretener es recordando ese miedo que todos llevamos dentro...el miedo a la muerte, a la enfermedad, al dolor, a la indigencia.

Convengamos que la crisis ya aburre (si estamos en crisis verdaderamente, no nos interesa que nos lo recuerden, y sino, no nos importa demasiado a estas alturas), esa era la noticia del día, hoy es la noticia de ayer. Ahora una nuevo "probable" apocalipsis se cierne sobre la civilización: la gripe, gripa o influenza porcina...pero esto nos suena de algo, ¿no? A mi me recuerda al mal de las vacas locas, al efecto Y2K, a la gripe aviar o aviaria, a la existencia de armas de destrucción masiva, y un largo etcétera de noticias catastróficas que se adelantan a las catástrofes.

Dejémoslo bien claro: son indudables los casos y muertes por gripe porcina. Pero precisamente la cuestión no es el hecho de que ocurran, sino la grandilocuencia con que se presenta la noticia. Porque, visto en perspectiva, los casos y muertes que hay son menos que los de casi cualquier enfermedad más o menos normal en el mundo, como (por mencionar algunas): sida, cáncer, malaria, obesidad, alcoholismo (sí, es una enfermedad) tabaquismo (sí, también es otra enfermedad), etc. etc. etc...

Por si no les queda claro, podemos comparar el número de casos y muertes de la gripe porcina con los de accidentes de tránsito (millones por año en todo el mundo) o hambre (otros tantos millones), contaminación (más miles y miles por mes, y millones por año). ¿Porqué esto no es noticia? La respuesta es simple: porque ya nos aburrimos de estos hechos y, además, no es "políticamente correcto" recordarlos. Nos hace sentir mal (a los que vivimos bien) hablar de lo que realmente son los problemas catastróficos de este mundo desastroso. Preferimos un problema ficticio y probable, de película, como la gripe porcina.

Aclaremos una vez más: no necesariamente esto se trata de una oscura teoría conspirativa. La explicación es mucho más simple y está a la vista, se trata de las organizaciones que viven de la noticia espectacular, y los gobiernos que viven del miedo que tenga la gente a las noticias espectaculares. Lo demás es consecuencia de combinar esto con la magia de las nuevas tecnologías para la comunicación, que hacen que las noticias se reproduzcan como un verdadero virus, uno mucho más letal (cuando la noticia no es realmente importante para la vida cotidiana, o sea, casi siempre) que la gripe porcina.

Los medios de comunicación, los Estados, las grandes corporaciones, etc. son actualmente, en este sentido, verdaderos organismos vivientes que se nutren de información, que digieren esa información y la procesan para lograr sus objetivos: más espectadores consumidores, o más ciudadanos pasivos (lo que viene a ser lo mismo), que toleren que los políticos o el sistema financiero siga manejando su dinero (sobrevalorando presupuestos para sacar tajada o robando, como les guste llamarlo) por creer que sus vidas corren un gran peligro, o que no están seguras sin ellos, que la única forma de evitar esas crisis, catástrofes o desastres es dejando que ellos solucionen los problemas de los que cada uno somos, en realidad, responsables.

Nosotros, que mantenemos vivo Andinia.com, lo sabemos. Y lo sabemos porque a cada rato tenemos que hacer ejercicios de autoreflexión como éste para evitar dejarnos llevar por la vorágine informativa de las "noticias impactantes". Noticias que no son más que mucho ruido y pocas nueces...ruido que hace que la gente se olvide de pensar. Lo sabemos porque Andinia.com es una empresa que todavía se constituye de personas, no de empleados, y además, porque nuestra pasión y nuestro objetivo es difundir conocimiento e ideas (incluso lograr que usted tenga sus propias ideas, y las comparta con nosotros), no noticias.

Porque lo malo, lo verdaderamente malo, es que las verdaderas catástrofes y desastres, las que son cotidianas y que no se pueden cambiar a menos que dejemos de vivir cómo vivimos (en ciudades, contaminando, manejando vehículos, comiendo basura, viviendo para trabajar, moviendonos pero sin mover los músculos), al menos que dejemos de vivir así, la catástrofe es la vida cotidiana. Y, por supuesto, este la rutina desastrosa del día a día nunca será noticia.



Búsqueda rápida.

Videos

Páginas web relacionadas

Foro de Andinia

Diccionario de Andinia

Normas para la reproducción de este artículo



Otros

Artículos Tienda Directorio Foros

Exploración, naturaleza, deportes y aventura al aire libre en © Andinia.com