Cómo distribuir de forma justa los víveres, equipo y alimentos en montañismo


Clic aquí para contactar al autor
Federico Ferrero

Lecturas sugeridas

Si es competitivo, no es montañismo, es anti-montañismo

Lo peligroso de las montañas y la altura

Montañismo y trekking: técnicas de marcha básica en montaña

Montañismo y trekking: técnicas para el desplazamiento por terrenos difíciles (I)

Los refugios de montaña como una necesidad ecológica

Ser o no ser guía de montaña (I)

¿Usar o no paraguas en la montaña? (I)

Consideraciones para subir el Volcán Lanín (I)

La altura y el ejercicio físico (I)

Los efectos de la altura en el ser humano (I)

Normas de seguridad en actividades terrestres al aire libre

Recomendaciones para el cuidado del medio ambiente en actividades al aire libre

Productos y servicios relacionados

Equipo para montañismo y escalada

Equipos y provisiones para senderismo y excursionismo

Cuando uno sube una montaña o se dispone a explorar una región montañosa por varios días, es necesario acarrear con víveres para poder sobrevivir; el alimento implica peso, y el peso agotamiento, por eso hay que distribuir el peso equitativamente entre los integrantes de la expedición montañista.

Distribuyendo la comida equitativamente en la montaña
Distribuyendo la comida equitativamente en la montaña

Alguno puede pensar que, para ser justos, una persona de mayor envergadura debería llevar más peso que una más chica. Esto es cierto, sin embargo, por motivos prácticos, determinar qué peso llevaría cada uno en función de su constitución, su sexo, su fuerza física y su entrenamiento no es factible. Por eso todos llevarán el mismo peso a nivel provisiones y equipo grupal. El límite de peso lo establecerá la persona más menuda o débil del grupo, y este no debe sobrepasarse so pena de afectar gravemente al rendimiento de marcha.

Lo curioso es que esta "injusticia" del reparto proporcional del peso se ve en realidad relativamente compensada por otra injusticia...pero a la inversa.

Porque a la hora de comer, todos los miembros del grupo también recibirán raciones equivalentes de alimentos...y por lo tanto, aquel más grande, que presumiblemente llevaba un peso menor al de sus posibilidades, comerá lo mismo que aquél más chico, que iba sobrecargado. El grande estará más descansado, pero su ración de alimentos será menor; el chico estará más cansado, pero tendrá más posibilidades de recuperarse por una mayor ración de nutrientes relativos a su tamaño en su dieta.

Vemos así como muchas veces una combinación de injusticias puede compensarse, y transformarse "mágicamente" en una forma de justicia equilibrada, incluso en montañismo. :)



Búsqueda rápida

Videos

Páginas web relacionadas

Foro de Andinia

Normas para la reproducción de este artículo

Otros

Artículos Directorio Tienda Foros

Exploración, naturaleza, deportes y aventura al aire libre en © Andinia.com