El Gea

El poder de las aguas (II).

Por Mirtha Lewis y Teresita Fernández, Cenpat/Conicet.


Los más populares

Equipo para la Aventura

Supervivencia

Deportes Extremos y Tradicionales

Viajes y turismo

Fotografía y Video

Cursos

Ecología y Jardinería

Subastas

Vehículos

¿Buscando Empleo?

Energía verde

Hoy, el TA agrupa a ocho acequias con más de 12.000 has de regadío, y su misión es la de cuidar de que el agua llegue a todas las tierras. Este Tribunal es una institución medieval sin paralelo en el mundo. Desde esos lejanos tiempos se sucedieron muchos proyectos que también buscaban corregir la situación de que el agua fuera un instrumento en manos del patriciado urbano, el que no estaba interesado en entregar su preciado bien a los propietarios de la tierra. Pero fue a partir del siglo XVIII cuando se iniciaron los proyectos hidráulicos más importantes. Felipe V y su ministro, el Marqués de la Ensenada, vieron en los ríos un canal de comunicación con el cual organizar un gran mercado agrícola nacional. No obstante, la primera Ley de Aguas data de 1879, y la más reciente, de 1985.

Modernización necesaria 

La libre disponibilidad del agua, tanto de los recursos superficiales como de los subterráneos, ha propiciado desde siempre un sistema de distribución que ahora resulta obsoleto para resolver los problemas de escasez a los que se enfrentan los distintos países. Se plantea el dilema de escoger entre el desarrollo del sector agrícola y el desarrollo de los sectores industrial y de servicios, incluyendo el de turismo. Por ello, los problemas a los que los gobernantes han de hacer frente son similares en todo el planeta: escasez de recursos, obstáculos geográficos, oposición a los trasvases y falta de conciencia por parte de la opinión pública de que el agua es un recurso limitado. Claro está que, aunque estas situaciones se repitan en todos los países, las soluciones no siempre serán válidas para todos los casos. 

Urgencias: 

Por todo lo anterior, urge crear una sensibilización en la población para que no malgaste el agua y esté dispuesta a cederla a otras zonas que la necesitan; es preciso acometer obras hidráulicas que permitan un mejor aprovechamiento de los recursos existentes; urge elaborar una normativa capaz de resolver todos los problemas que se planteen al respecto y que, ahora, por unas circunstancias u otras, se ignoran, con el considerable perjuicio que ello conlleva. El agua se ha convertido en un poder al que conviene tener bajo control.

CERIDE - CIENCIA CIERTA 

Más información:

Ecología y Medio Ambiente.

Cursos relacionados.

Bibliografía.

Exploración e investigación.

Artículos y textos de Andinia.com.

Viaje a la Patagonia.





El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©