El Gea

El Güeyu Deva (V)


aportando al otru llau del espeyu

Por José Luis del Río Fernandez - Xesús Fernando Manteca Fraile - Isidro Baides Morente - Juan José Alonso.


Los más populares

Equipo para la Aventura

Supervivencia

Deportes Extremos y Tradicionales

Viajes y turismo

Fotografía y Video

Cursos

Ecología y Jardinería

Subastas

Vehículos

¿Buscando Empleo?

Energía verde

18 de Mayo de 1997

"Ato el cordel al último amarre y me dejo caer siguiendo una estrecha grieta vertical. Conmigo caen también piedrecitas y barro que arrancan las burbujas que desprendo cuando explotan en el techo de la galería. El silencio que envuelve este túnel sumergido es roto por mi respiración. Esa respiración conocida por los buceadores y que es igual que el de Darht Vader, el malo de "Star Wars". Por fin veo el fondo cuando sólo me separa de él un metro escaso. Una gran roca plana resalta entre el fondo de arena y me sirve como amarre desviador. Avanzo 40 m. más y me doy cuenta de que el techo empieza a subir. Profundidad: 5,6 m. Aire: 180 bar. Tiempo de inmersión: 29 minutos. Surjo en la superficie y aparece una gran galería inundada. El techo está a más de 5 mts. Por encima del agua y se observa claramente una fractura que orienta la galería a 150 ºN. Cuatro metros separan las dos paredes de las orillas y no se hace pie, así que nadamos flotando con el collarín. Sale la etiqueta del carrete que anuncia los 100 m. de línea instalada. Javier sigue nadando y llega a una playita que le permite arrastrarse fuera del agua. La galería tiene más de 100 m. de desarrollo. La playa hace una curva y la galería vuelve a sumergirse en otro sifón. Pensamos que es el momento de volver al exterior.

"Mientras volvemos por la galería nadando boca arriba, quedamos asombrados ante la gran cantidad de estalactitas que cuelgan del techo. Ello es un dato de que esta galería hace mucho tiempo que no está sumergida. El regreso es muy lento, ahora el agua está todavía más turbia, con lo que los pasos estrechos pueden convertirse en una trampa mortal. Es necesario tener la sangre muy fría cuando eres el último y el compañero que va delante de ti se atasca en una estrechez sumergida con una visibilidad que no permite ver la mano delante de la máscara... y no parece que se dé la suficiente prisa para dejarte pasar a ti. Esos momentos en los que consultas los manómetros sin parar son largos como siglos".

Espeleologia y exploracion: espeleobuceo.

La luna 

Alumbra el Campu Xuanes la noche del 24 de junio. Les Xanes que habitan en el Güeyu Deva juegan allí a los bolos, en ese campo, cercano a la fuente. El Cuélebre que las guarda duerme su sueño anual sin sueños, acunado por el lejano murmullo de la ciudad, que refleja su resplandor amarillo en la bruma que envuelve el ambiente... Es buena noche para pensar otra vez sobre la cuestión de donde vendrá el agua que surge en La Fonte'l Güeyu. ¿ Vendrá de Cuadonga/Covadonga ó más bien de Riosecu? El origen de la sangre de los moros que quiere testimoniar su origen en Cuadonga/Covadonga del que nos hablan algunas leyendas ya dimos con él: las piedras del fondo del charco están recubiertas de una capa de óxido de hierro, mineral que viene disuelto en el agua. Así que tendremos que demostrar que el agua viene de Riosecu.

Espeleologia y exploracion: espeleobuceo.




El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©