Norma Risso - Investigadora Asociada - Andinia.com.

Fracaso escolar y origen socio-económico de los alumnos. Roles de la institución y del docente argentino (II)

Por Norma Risso
Lic. Ciencias de la Educación 
Lic. en Comunicación Social


Los más populares

Equipo para la Aventura

Supervivencia

Deportes Extremos y Tradicionales

Viajes y turismo

Fotografía y Video

Cursos

Ecología y Jardinería

Subastas

Vehículos

¿Buscando Empleo?

Energía verde

Así encontramos que varios estudios(*2) sobre fracaso escolar resaltan que las familias y los propios interesados asumen el fracaso escolar como producto de su propia incapacidad, a través de un proceso de hegemonía ideológica que permite interpretar como natural un proceso que en realidad es de origen cultural. El análisis de todos los casos demuestra, además, que el fracaso escolar produce alteraciones que exceden los rendimientos escolares y se proyectan a la personalidad.

La omnipresencia del fracaso en la vida del escolar, le devuelve la mirada desde la que lo significa el mundo y él será en toda respuesta al medio, aquel-que-nunca-puede. Invalidado para aprender, pero también para luchar en su proyección futura. La resignación lo ganará y hasta vivirá como justas tanto su inserción en labores ocupacionales mal remuneradas, como la misma existencia de la estratificación jerárquica social.

Pero existen otras maneras de encarar la investigación del fracaso, orientando la observación hacia el lugar donde éste se produce: la escuela.

2. La Escuela

La escuela es un ambiente cerrado. En ella los aprendizajes a realizarse están muy apartados de las experiencias vividas; el grupo no funciona en tanto grupo; nada se deja librado al azar; los adultos no son más que educadores; todo cuanto se hace u ocurre está destinado a los niños, pero todo se decide sin su intervención y, a menudo, sin la de su familia. Estas características convierten a la escuela en un ambiente aislado y artificial que en nada se parece a las primeras situaciones de vida y de aprendizaje que el niño ha conocido hasta entonces, especialmente en su hogar.

La simultaneidad sistémica, construida por la Pedagogía, parte del concepto moderno de Igualdad. Tal posibilidad de aplicación de un método simultáneo se sostiene sobre el supuesto de que todos los hombres son esencialmente iguales y tienen las mismas posibilidades de aprender, de ser educados. Sin embargo, la misma Pedagogía, a partir del discurso denominado "crítico", puso en discusión la tan mentada igualdad de oportunidades.

(*2) La investigación de la Universidad Nacional del Comahue, C.U.R.Z.A. y SAT/CPE (Oyola, 1994) destaca que la familia del sujeto involucrado en el fracaso luego de un primer intento de resistencia, cae en la resignación, en la que se entremezclan sentimientos de rebeldía, impotencia y autodesvalorización.





El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©