El Gea

Política: ¿ideas o intereses? (XIX).



Los más populares

Equipo para la Aventura

Supervivencia

Deportes Extremos y Tradicionales

Viajes y turismo

Fotografía y Video

Cursos

Ecología y Jardinería

Subastas

Vehículos

¿Buscando Empleo?

Energía verde

Vamos ahora a ver cuáles son tus argumentos, y cuál es el "análisis de la realidad" que nos propones:

”1.- En primer lugar, tengo que decir que el discurso que desarrollas en tu correo no es un análisis de la realidad desde ningún punto de vista sino sólo una reconstrucción interesada desde la derecha y para la derecha. No es ni una teoría ni siquiera una hipótesis: es el catecismo del buen creyente en la economía de mercado.”

Esto no es más que a) declararte (faltaría demostrarlo) un sabio sobre "la realidad", puesto que tu sabes lo qué es, y me niegas a mi la capacidad de saberlo. O sea, una descalificación a priori del contrincante.
b) una atribución de tu contrincante al campo que tu supones es el de los "malos" y equivocados, a saber, "la derecha". En realidad, lo que sugieres es peor; no solo defiendo los intereses de los malos, sino que ni siquiera me doy cuenta, de modo que además de malo, soy tonto. No veo cómo me envías "saludos cordiales" al final, después de haberme descalificado de un modo tan burdo.
La razón de esa descalificación es tu inseguridad y tu estar a la defensiva. No hace falta descalificar al prójimo cuando uno siente que tiene razón. Basta con mostrárselo, si es posible de modo amable, y con un abrazo genuino, no con cortesías hipócritas.

”2.- La izquierda no parte de ninguna actitud vital, sino de un análisis neutro de la realidad que revela como está estructurada la sociedad y cuales son sus dinámicas sociológicas. A la izquierda no le da asco o miedo el poder y no rehuye de las responsabilidades: simplemente se le impide alcanzar al poder por todos los medios y, si alguna vez logra llegar al mismo a pesar de ello, se torpedean sus políticas desde los poderes fácticos económicos, se corrompen a los dirigentes o se dan golpes de estado militares.”

La epistemología que subyace a esto es la siguiente: la verdad es partidista (tu mismo lo reconociste en mails anteriores que hemos intercambiado), salvo en lo que hace a la ideología política que sustentas. En ese punto, se convierte en una "ciencia", un "análisis neutro de la realidad que revela cómo está estructurada..." etc.). Esto no lo puede creer nadie. Ahora resulta que la única ciencia absoluta es la social, en su variedad marxista...
Lo segundo que haces, es malentender lo que dije sobre el miedo al poder de la izquierda. Para mi eso no incluye ninguna dimensión moral, se trata de una imagen. Lo que señalo es un hecho constitutivo de una actitud frente a la vida que tiene una inspiración valiosa al intentar buscar la pureza (aunque a la vez injusta con los que tienen poder y un lugar social, e inconsecuente, pues no aplican esa misma pureza cuando los que tienen el poder son "de izquierda").
Lo tercero que haces es lo archisabido: la culpa de los fracasos de la izquierda es de los demás. Una filosofía objetiva y autocrítica la que propones, como se ve.





El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©