P. Edronkin

La autodisciplina en América Latina (IV).



Los más populares

Equipo para la Aventura

Supervivencia

Cosmic Cat - Un juego cósmico y gratuito

Ruleta Americana Gratis

Ruleta Europea Gratis

Jacks or Better Power Poker

Blackjack Gratis

Energía verde

Juegos gratis

Información deportiva y apuestas

Aumente sus ingresos para vivir libremente

Por ello es tan necesario generar algún tipo de fuerza cultural, política y social que se oponga a tales designios, y tal fuerza puede ser solamente el convencimiento de la gente en el sentido de cambiar las cosas. No hay más alternativa que cambiar las actitudes, y entre estas que hay que modificar se cuenta la relación existente entre las autoridades y los ciudadanos, entre grupos y equipos.

Otra cosa que debe considerarse es que este cambio debe ser legal y pacífico: ya hemos probado los golpes de estado y la violencia en Sudamérica, y francamente no han servido para nada.

El hecho es que al buscar soluciones hay que tratar de hacerlo con realismo y pragmatismo. De nada serviría intentar aplicar soluciones ideales, y por ello caer en el utocretismo. Dejemos de lado las quejas, las teorías conspirativas, los llamados al mundo y a la revolución, y otras inepcias.

Como escribiera José Ortega y Gasset: '...No me he dirigido jamás a la humanidad. Esta costumbre de hablar a la humanidad, que es la forma más sublime, y por lo tanto, más despreciable de la demagogia, fue adoptada hacia 1750 por intelectuales descarriados, ignorantes de sus propios límites y que siendo, por su oficio, los hombres del decir, del logos, han usado de él sin respeto ni precauciones, sin darse cuenta de que la palabra es un sacramento de muy delicada administración...'

Lo esencial es buscar soluciones posibles que empiecen a modificar la situación desde sus bases, poco a poco, y una de ellas, justamente, consistiría en cambiar las reglas de juego de las sociedades latinoamericanas con el fin de evitar la aparición de nuevos corruptos.




El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©