P. Edronkin

Los fines del neo-comunismo (X).



Los más populares

Equipo para la Aventura

Supervivencia

Cosmic Cat - Un juego cósmico y gratuito

Ruleta Americana Gratis

Ruleta Europea Gratis

Jacks or Better Power Poker

Blackjack Gratis

Energía verde

Juegos gratis

Información deportiva y apuestas

Aumente sus ingresos para vivir libremente

Lo interesante es que el público norteamericano - que supondríamos que fuera muy culto, considerando la posición de su país - siempre se ha mantenido en una relativa ignorancia respecto de su política exterior. Es más: mientras el gobierno de su país haga cualquier cosa en el exterior que no tenga sus consecuencias dentro del propio país, al norteamericano medio ni le importa, pues no lo siente directamente.

Cuando ocurrió la guerra de Vietnam, no fue la guerra en sí sino lo que los norteamericanos veían por la televisión, junto con los relatos de los que volvían, lo que movilizó a la gente a protestar, amén de que por esas épocas la sociedad de los EE.UU atravesaba una serie de problemas bastante profundos en lo social y político.

Esto hace surgir una pregunta: ¿Qué injerencia real tiene la opinión pública norteamericana en su política exterior?

Este es un tema para analizar, y no es nada desdeñable, puesto que todo indica que la mayor potencia del mundo maneja su política exterior con relativa independencia del interés - y por ende, necesidades - de sus propios habitantes.

Entonces cabe preguntarse a qué clase de intereses responde la política exterior de los EE.UU. si no es a su propia comunidad, y la respuesta más obvia creo que es: las organizaciones que pueden beneficiarse de tales acciones, ya sean empresas, partidos políticos, etc.




El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©