P. Edronkin

La lucha contra las teorías conspirativas (IX).



Los más populares

Equipo para la Aventura

Supervivencia

Cosmic Cat - Un juego cósmico y gratuito

Ruleta Americana Gratis

Ruleta Europea Gratis

Jacks or Better Power Poker

Blackjack Gratis

Energía verde

Juegos gratis

Información deportiva y apuestas

Aumente sus ingresos para vivir libremente

Las creencias pueden ser aceptables o no, según resulten éticas o morales, o no, pero las verdades no poseen ni moral ni ética, sino lógica, y lo que no puede demostrarse lógicamente, no pueden aspirar a la autenticidad genuina y universal.

La creencia en la existencia del plan andinia no solamente es ilógica, sino que también es de dudosa ética y moralidad humanas, pues se sustenta en el antisemitismo, y en un sentido más amplio, en el racismo, el cual es considerado como una violación de los derechos humanos y un crimen contra la humanidad, siendo este criterio aceptado casi universalmente, es decir, por miles de millones de personas, además de gobiernos, filósofos, académicos, etc.

Hasta el gobierno de Alemania ha reconocido oficialmente y lo ha manifestado numerosas veces: el antisemitismo es un perverso error, como se puede extraer de las declaraciones del canciller alemán del 25/01/05.

O sea, la creencia en la conspiración de andinia tampoco puede ser tolerada como creencia pues va en contra de postulados básicos de la vida moderna. Creer en semejantes cosas es uns igno de debilidad, un vicio como la ludopatía.

Es en el proceso de comprobación científica y conceptual como el que acabo de realizar donde estas teorías conspirativas fallan, pues por lo general adolecen de la presencia de varias falacias no formales en los razonamientos y argumentaciones que pretenden fundamentarlas.

Para que esto no suceda, el público debe educarse lo suficiente como para poder discernir el empleo de semejantes artilugios, ya sea de forma intencionada o no, y también debe educarse para aceptar la responsabilidad propia en los fracasos, en vez de intentar explicar las cosas sobre la base de la culpabilidad ajena.

Mientras se busque a un chivo emisario para inculparle por toda clase de padecimientos, se estará evadiendo las verdaderas causas del problema, y la dirigencia responsable no hará nada por mejorar. O sea, tales excusas son una garantía de la continuación del problema.

Por ello, una de las acciones más importantes y sabias que puede tomar un líder es educar a su propia gente, sin importar el costo de ello, pues si la educación es algo que parece caro, sigue siendo más económica que la ignorancia.




El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©