P. Edronkin

La lucha contra las teorías conspirativas (VII).



Los más populares

Equipo para la Aventura

Supervivencia

Cosmic Cat - Un juego cósmico y gratuito

Ruleta Americana Gratis

Ruleta Europea Gratis

Jacks or Better Power Poker

Blackjack Gratis

Energía verde

Juegos gratis

Información deportiva y apuestas

Aumente sus ingresos para vivir libremente

Existen numerosos tipos de falacias no formales, pero en esencia todas aparentan algo que no es. La verdad auténtica solamente puede demostrarse, en un sentido epistemológico estricto, por medio de la demostración o comprobación, siendo ambos procesos intrínsecos al método científico. Lo que no se puede o no se desea someter a prueba de manera científica puede ser considerado como una creencia, pero nunca como una verdad.

Las cosas no cobran existencia tangible por la sola conceptualización, y mucho menos cobran vida por la no conceptualización de un criterio contrario que las refute. Pretender que un argumento o teoría pueda tener cabida en el mundo porque no se ha desarrollado otro que necesariamente le refute en todos los casos constituye un error metodológico grave: es un signo serio de falta de capacidad para discernir incluso el bien del mal.

Si se pudiera hacer tal cosa, entonces no se podría asumir que la ley de gravedad es aplicable universalmente hasta que no exista una demostración en el sentido de que resulta imposible aplicar un principio contrario, y como usted, lector, o cualquiera, no pueden demostrar que yo no sea un dios, por lo tanto ¿lo sería? Los hechos se prueban por su naturaleza, y no por la no-naturaleza de sus principios opuestos, siendo admisible la demostración por el contrario únicamente empleando el método de reducción al absurdo.

Cuando se busca demostrar una teoría cualquiera es imprescindible hacerlo de la forma más sencilla posible, y muchos de los problemas que las teorías conspirativas pretenden explicar pueden ser descritos, entendidos y solucionados en base a explicaciones mucho más sencillas.




El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©