Don Pablo Edronkin

Construcción de refugios subterráneos y semi-subterráneos: una introducción (I).




Los más populares

Equipo para la Aventura

Supervivencia

Cosmic Cat - Un juego cósmico y gratuito

Ruleta Americana Gratis

Ruleta Europea Gratis

Jacks or Better Power Poker

Blackjack Gratis

Energía verde

Juegos gratis

Información deportiva y apuestas

Aumente sus ingresos para vivir libremente

Una de las mejores maneras de pasar una noche en la alta montaña es construyendo un refugio subterráneo. 

Estas construcciones son preferibles a cualquier cosa que se encuentre sobre la superficie en razón de ser mucho más resistentes a los vientos.

Los refugios subterráneos o semi-subterrános pueden construirse de forma premeditada o improvisada.


Camp David
Un refugio improvisado cerca del Cerro Bolsón, la mañana después 
de una tormenta. Este refugio fue construido al pie de un glaciar. 
Al fondo se puede ver la entrada al Valle del Blanco.



Los refugios construidos previamente deben ser calculados para poder resistir no solamente el rigor de una tormenta, sino también el peso de la nieve y la influencia de los rayos solares que, con el paso de los meses, degradarán la calidad y resistencia de telas y materiales plásticos.


Un vivac.
Otra vista del refugio anterior.



Los refugios improvisados, no requerirán de tales medidas, pero deberán aislar igualmente a sus usuarios de la humedad y el viento.


El refugio del lago Los Rizos.
El refugio permanente instalado por el
Gea en el Lago Los Rizos
Todo el material fue transportado durante tres días en mochilas de 
45 kg. de peso. La instalación semi-subterránea cuenta con una estufa 
y alberga a 8 personas.



Una de las mejores formas de improvisar un refugio semi-subterráneo consiste en levantar una pequeña pared de piedras, también conocida como "pirca", y luego cubrir la zona a emplear, por debajo y por encima, con ponchos o trozos de plástico.




El Buscador para los amantes de la vida al Aire Libre © - Andinia.com ©